LA UNIDAD CANINA NOS VISITA

Los estudiantes de Ave María Esparraguera fueron testigos de una experiencia educativa excepcional cuando la unidad canina de los voluntarios de Protección Civil de Motril visitó su centro. En un encuentro que combinó instrucción teórica y actividades prácticas, los alumnos fueron sumergidos en el mundo del trabajo canino de emergencia y rescate.

La jornada comenzó con una sesión teórica donde los miembros de la unidad canina compartieron sus conocimientos, acompañados de una presentación visual que ilustraba el trabajo diario de sus fieles compañeros. A través de imágenes cautivadoras, se presentaron a los distintos miembros de la unidad canina y se explicaron detalladamente sus roles y responsabilidades en operativos de emergencia. Los estudiantes tuvieron la oportunidad de comprender la importancia de la preparación y la dedicación necesarias para formar parte de un equipo canino de rescate.

Tras la fascinante introducción teórica, la acción se trasladó al patio del colegio, donde los alumnos fueron invitados a participar en una serie de actividades interactivas. Aquí, la emoción alcanzó su punto máximo cuando los estudiantes tuvieron la oportunidad de interactuar directamente con los caninos. Desde juegos hasta ejercicios prácticos de búsqueda y rescate simulados, los jóvenes experimentaron de primera mano el impresionante conjunto de habilidades de estos perros entrenados.

El punto culminante para muchos fue la oportunidad de posar junto a los caninos, capturando momentos memorables que sin duda permanecerán en la mente y en los álbumes de fotos de los estudiantes durante mucho tiempo. La presencia de estos valientes animales no solo dejó una impresión duradera en los niños, sino que también les brindó una comprensión más profunda del papel vital que desempeñan los equipos caninos en situaciones de emergencia.

En resumen, la visita de la unidad canina de Protección Civil de Motril no solo proporcionó a los alumnos de Ave María Esparraguera una experiencia educativa enriquecedora, sino que también les dejó con una apreciación renovada por el heroico trabajo de los perros de rescate y sus cuidadores humanos.